Pocos son los datos que conocemos del tercer capítulo de la quinta temporada... Pero, el mayor dato del mismo es el regreso de Danielle y con muchas novedades al respecto.
- Danielle vuelve a Fairview con un precioso marido y su hijo... ¡Benjamin! Danielle está algo preocupada porque Bree aún quiere criar a su hijo. Más tarde mientras están en el parque Bree le enseñará una foto a Benjamin, de una joven Danielle comiéndose un perrito caliente. Ella le contará a Benjamin que es necesario comer perritos calientes para que un pequeño niño crezca mucho y se haga muy fuerte. ¡Bree en plan abuela! Ella entonces le dará un perrito caliente pero por algún extraño motivo le hace prometer que no se lo diga a su madre.
- Gabrielle y Carlos se están planteando la idea de vender su Aston Martin a una rica joven pareja. Gabrielle tendrá discrepancias con su marido cuando vea el precio por el que pretende vender el coche. ¿Al final quién apuesta que el coche se lo queda Gabrielle?
Fuente.